“Me siento dejado atrás”, dice Fred, un estudiante ciego de Malawi

fred

Jonoas Gratzer/SC

Fred es un niño de trece años que asiste a una escuela primaria en Malawi, que cuenta con el respaldo de Save the Children. Su historia es una de muchas personas que viven con una discapacidad y están enfrentando los desafíos que esto conlleva. Sus palabras captan perfectamente algunos de los desafíos que el Informe GEM 2020 cubrirá bajo el tema de la inclusión y la educación, y sobre los cuales actualmente se está llevando a cabo una consulta en línea.

“Me gusta mi escuela, pero echo de menos a mi madre”, dice Fred. “Debo permanecer en la escuela y solo voy a casa durante las vacaciones. Cuando vivía en casa, no podía ir a la escuela. Hay muchas personas que me causan problemas porque soy ciego. Pero no puedo evitarlo, ¡no elegí ser ciego! Tanto adultos fuera de la escuela como muchos estudiantes de otras clases se burlan de mí. Los estudiantes en mi propia clase son decentes. Algunos adultos dicen que no valgo nada.

Q1

En la escuela, aprendí a leer y escribir en Braille. Aunque aprendo tanto en el aula con los alumnos con vista como en la sala de recursos, creo que la sala de recursos es lo mejor. Recibo buena ayuda de maestros especiales. Pero solo son dos y deben atender a 34 alumnos ciegos.

Dado que las aulas tradicionales suelen estar saturadas y los alumnos se sientan en el suelo, a diferencia de la sala de recursos donde tenemos escritorios, otros alumnos pisan mis materiales de escritura (el marco para la mano y el papel braille) cuando caminan o juegan

Q2Cuando el maestro y otros alumnos comentan lo que está escrito o dibujado en el pizarrón, pero yo no puedo ver, me siento dejado atrás.

Me siento más relajado y cómodo en la sala de recursos, ya que no está llena y me siento en los escritorios donde puedo colocar los materiales de escritura de forma segura.

fred 2

Jonas Gratzer / SC

Cuando tomo clases en una clase tradicional, siempre hay otro estudiante que es mi traductor y asistente, un compañero. Me esfuerzo por crear amistades con mucha gente para que también sean buenos conmigo. Sé que no solo puedo depender de los maestros; la mayoría de la asistencia que necesito puede ser proporcionada por mis compañeros y dependo de ellos para que mis asuntos avancen a diario. Cuando es difícil entender lo que se enseña en el aula, también dependo de las explicaciones de mis compañeros.

Q3Lo mejor de la escuela es que hay mucha música aquí. Toco la batería, ¡y soy bueno! Nosotros, los estudiantes ciegos, nos sentamos juntos en los escalones a la sombra en el internado por la tarde. Hablamos, pero, sobre todo, cantamos. Quiero aprender lo más que pueda.”

Únase a la consulta para el Informe GEM 2020 sobre la inclusión y la educación. El equipo quisiera invitarle a:

  • Aportar retroalimentación sustancial a las líneas de investigación propuestas.
  • Presentar ejemplos interesantes de políticas y prácticas de educación inclusiva de todo el mundo, destacando cómo se implementa la educación inclusiva en las escuelas y aulas.
  • Recomendar campos potenciales para realizar nuevas investigaciones basándose en fuentes ya establecidas pero inexploradas de datos cuantitativos y cualitativos.

 

 

 

 

Anuncios

Acerca de Informe GEM

Blog en español del Informe de Seguimiento de la Educación en el Mundo
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s